Cómo vestir para una boda: complementos de joyería y bisutería

Home / Accesorios / Cómo vestir para una boda: complementos de joyería y bisutería

GARGANTILLA LUCITE 01Hoy vamos a hablar de un complemento importante y que todavía no habíamos mencionado más que de pasada; collares, pulseras, anillos…. ¿Qué piezas ponernos en una boda?.

Este es un apartado que siempre se suele dejar para el final y que suscita muchas dudas. ¿Me pongo sólo una pieza, grande, pequeña? ¿Si llevo tocado quedan bien unos pendientes o un collar grande? De nuevo tenemos que volver a la máxima de “menos es más”, aunque no en el sentido tan literal en que acuñó el término Mies Van Der Rohe, la Bauhaus y el minimalismo posterior que tanto influyó en la moda y en todos los campos artísticos y estéticos en general. Tampoco queremos reducir todo a lo mínimo y esencial; podríamos decir algo como “sólo una o dos cosas con protagonismo y que no estén demasiado cerca una de otra”. Si te encantan los tocados, te atreves y quieres que el tocado sea la estrella de tu look, elige unos pendientes pequeñitos, un brillantito, una perla, lo mínimo. El collar que también queda demasiado cerca de la cabeza puede ser también de un diseño depurado y minimalista o incluso no llevar collar, dependiendo del escote del vestido y de su forma. Si por el contrario no llevas tocado o llevas sólo un detallito en la parte de detrás, en el recogido o semi recogido, entonces sí puedes llevar un collar grande, un “bib” los collares tipo “babero” que pueden cubrir gran parte del escote. Personalmente me encantan los “choquer” collares anchos pegados al cuello que ahora son de nuevo tendencia. En Befana por ejemplo solemos hacer collares de varias vueltas, de piedras naturales, perlas, etc. Que pueden llevar un medallón central, un camafeo, etc. La clienta puede elegir las piedras y los colores, ágatas, ónix, amatistas…. Hay mucho donde elegir. También podemos hacer el brazalete por ejemplo con las piedras y los colores que elija la clienta.

GARGANTILLA AMON RA¿Y en cuanto a las tendencias para esta primavera/verano 2015?

Creo que hay que diferenciar las tendencias de la calle y las tendencias para una boda… Los actos sociales y religiosos de este tipo siempre son más conservadores y no suelen regir las mismas reglas, simplemente porque el vestido o el traje también son muy distintos de lo que solemos ponernos cada día, con una camiseta puede quedar genial un collar largo de estilo hippie que sin embargo va a ser difícil que encaje con un vestido de ceremonia. En general para una boda son más adecuadas las piezas y diseños que están por encima de las modas; casi siempre es mejor que sean discretas y a ser posible de buena calidad. Siempre es mejor evitar los materiales “poco nobles”, pero quizá más que esto, es el aspecto de la pieza. Todas sabemos distinguir una pulsera o un collar de baratija de algo hecho con materiales de calidad, se ve a la legua, chirría, por decirlo de alguna manera. Pero también hay que reconocer que los materiales tratados, las resinas, o cualquier derivado fruto de la investigación, pueden dar resultados perfectos…. Y a veces el diseño especial de la pieza, creativo y único puede hacer que materiales como conchas, madera, ante, cuero, materiales que se han considerado siempre un poco “humildes” puedan dar como resultado una pieza exclusiva y muy especial, siempre teniendo en cuenta, claro, el vestido y el look que vamos a llevar, todo tiene que estar integrado y tener un por qué.

pulsera ¿A veces dudamos respecto a llevar pulseras o brazaletes y anillos en la misma mano, o collar y pendientes grandes… tenemos la sensación de ir demasiado recargadas…

Sí, tienes toda la razón. Si llevas un brazalete ancho, una pulsera importante, mejor no lleves anillos en esa mano, quizá sólo uno en la otra mano o incluso nada. El concepto de “Aderezo” que consistía normalmente en collar, pulsera y anillo haciendo juego se ha pasado de moda totalmente, quizá por lo recargado que resulta. No es cuestión de ponerse encima todo lo que tienes, o pensar que como es una boda y va a verme todo el mundo tengo que sacar todo el joyero a pasear.

20150513093605Ahora que hablas del “joyero”… Parece que siempre se ha relacionado Boda con “me pongo las joyas que tengo”…. ¿Qué opinas de esto?

Creo que es un concepto fuera de uso hoy en día. Las joyas también pierden vigencia y actualidad, no todas por supuesto, hay piezas eternas y que están por encima de la moda, como por ejemplo si tienes una pulsera Riviere de brillantes, una joya vintage heredada, que además de ser una obra de arte, tiene valor como recuerdo familiar y que se merece acompañarte en momentos especiales. Pero no es cosa de pensar, como es oro, como son perlas buenas….. este es el momento!. ¡NO!. Las joyas tampoco tienen una bula que las haga servir para todo momento y ocasión y en muchas ocasiones vemos cómo se arruina un look por querer encajar a toda cosa esa “joyita” que lleva tantos años guardada. Por otra parte, si te digo la verdad, ese momento “boda” no es el más indicado para hacer ostentación de lo que se tiene, no debería ser nunca en todo caso, pero entonces menos que nunca. Destaca por elegante, por imaginativa, por estar a la última si quieres, pero nunca por mostrar todo lo más “caro” que tienes, le vaya o no le vaya al conjunto.

Entradas relacionadas

Dejar un comentario